Skip to main content

2007-2008

26. No codiciarás los bienes ajenos

Objetivos

Aprender qué significa ser codicioso y sus consecuencias. Aprender a buscar a Dios en lugar de buscar las riquezas.

Reflexión

“No codiciarás... nada que sea de tu prójimo” (Ex 20,17), “No desearás... su casa, su campo, su siervo o su sierva, su buey o su asno: nada que sea de tu prójimo” (Dt 5,21). “No codiciarás los bienes ajenos” dice el décimo y último mandamiento. Para entender lo que esto significa, leamos en la Biblia lo que le contó el profeta Natán al rey David: “Había dos hombres en una

25. No consentirás pensamientos ni deseos impuros

Objetivos

Aprender que para cumplir este mandamiento debemos practicar el pudor, vigilar lo que vemos y atar la imaginación.

Reflexión

En los temas 18, 19, 20 y 21 hablamos sobre el sexto mandamiento. ¿Quién lo recuerda? [...] Dice "no cometerás actos impuros". Este noveno mandamiento completa al sexto, diciendo que además no debemos consentir pensamientos o deseos impuros.

24. No dirás falso testimonio ni mentirás

Objetivos

Descubrir si tenemos el vicio de mentir y aprender a luchar contra él.

Descubrir las consecuencias de mentir.

Descubrir que mentir no es sólo no decir la verdad, sino apoyar a los que no la dicen.

Reflexión

23. No robarás

Objetivos

Descubrir lo que prohíbe el séptimo mandamiento: no robarás.

Examinar si alguna vez hemos robado.

Aprender a ser generosos con los demás.

Reflexión

¿Qué significa robar? [...] ¿Has robado alguna vez? [...] Seguramente pensamos que no hemos robado, pero si examinamos bien este mandamiento tal vez descubramos que sí hemos robado. Robar, dice el diccionario, es "quitar o tomar para sí lo ajeno". Hay muchas formas de quitar las cosas ajenas.

12. Tu restauración: la obra de arte del Redentor

"¿No puedo hacer yo con vosotros, casa de Israel, lo mismo que este alfarero?" (Jr,18,6)

11. Experiencia de salvación

"El que está en Cristo, es una nueva creación; pasó lo viejo, todo es nuevo" (2 Co 5,17)

10. Los instrumentos de la salvación (II): La sangre

"la expiación por la vida, con la sangre se hace" (Lv 17,11)

9. Los instrumentos de la salvación (I): La cruz

"Pues la predicación de la cruz es una necedad para los que se pierden; mas para los que se salvan -para nosotros- es fuerza de Dios" (1 Co 1,18)

Una revelación de la cruz. A lo largo de la historia de la humanidad y del pueblo de Israel, la cruz estuvo presente y fue anunciada constantemente. Algunos ejemplos:

8. Jesús de Nazaret, el Salvador de los hombres

"Porque no hay bajo el cielo otro nombre dado a los hombres por el que nosotros debamos salvarnos" (Hch 4,12)

7. Jesús de Nazaret, el Redentor de los hombres

"En él tenemos por medio de su sangre la redención" (Ef 1,7)

Jesús, el Cristo. Dice la Carta a los Hebreos que Dios se propuso un plan para realizarlo "en la plenitud de los tiempos" (Hb 1,10), y este plan consiste en: "hacer que todo tenga a Cristo por Cabeza, lo que está en los cielos y lo que está en la tierra" (Hb 1,10).

Distribuir contenido