Skip to main content
Tu valoración Promedio (1 vote)

Objetivos

Descubrir que Dios te ama y que espera tu amor. Memorizar el primer mandamiento que dice: amarás al Señor sobre todas las cosas.

Reflexión

¿Sabes que Dios te ama? [...] Sí, lo sabes en tu mente, ¿y en tu corazón? Te lo han contado y lo has aprendido. Pero, ¿has experimentado alguna vez el amor de Dios? [...] Por ejemplo, un hijo experimenta el amor de su padre cuando le ayuda en los estudios, cuando juega un partido de fútbol con él,... Un hijo experimenta el amor de su madre cuando se da cuenta de que su madre ha estado toda la noche en el hospital sin dormir cuidándolo, cuando se come la parte quemada de la comida, cuando te cose el doble de los pantalones, cuando te arropa por la noche,... En una pareja, uno descubre el amor del otro con un simple "te quiero" o "gracias" o una mirada.

Dios te ama porque "Dios es amor" (1 Jn 4,8) y puedes experimentar su amor cada día. Cuando te levantas y ves la luz del día. Cuando estás en el colegio aprendiendo. Cuando corres en el recreo con tus amigos. Cuando juegas con tus hermanos. Cuando miras la Creación,... hasta cuando duermes por la noche sabiendo que Dios cuida tus sueños.

Dios te ama y por eso te creó a su imagen y semejanza. "Y dijo Dios: Hagamos al ser humano a nuestra imagen, como semejanza nuestra" (Gn 1,26).

Dios te ama y por eso te cuida y te consuela como un padre y una madre cuidan a sus hijos. "Como aquel a quien su madre consuela, así yo (Dios) os consolaré" (Is 66,13). "Confiadle todas vuestras preocupaciones, pues él (Dios) cuida de vosotros" (1 Pe 5,7).

Dios te ama y por eso te protege como un pastor protege a sus ovejas y les da los mejores pastos, "porque así dice el Señor Yahvé: Aquí estoy yo; yo mismo cuidaré de mi rebaño y velaré por él" (Ez 34, 7).

Dios es amor y no puede dejar de amarte. Dios es como un manantial que saca agua y nunca se seca. Y su agua es su amor para ti.

Dios ama a todos los hombres y todos los hombres tienen necesidad de amar a Dios. Todos tenemos necesidad de amar y ser amados. [Poned ejemplos] El amor de Dios es el amor más grande que el hombre puede recibir, es el único perfecto, que no tiene interés, que es eterno,... Tal vez no lo sabes, pero es así, en tu corazón hay una necesidad de amar a Dios. ¿Deseas amar a Dios? [...]

Dios está esperando la respuesta a su gran amor por ti. Si tu madre te cose los pantalones, está esperando "gracias". Si el marido le dice a su mujer "te quiero", la mujer debería corresponder a esa afirmación, no por ley sino por el amor que siente a su marido. Así Dios quiere tu amor, no como una ley que pese sobre tu corazón sino como una respuesta desde la libertad, desde la gratitud, desde el convencimiento de que amarle a Él es lo mejor que puedes hacer. Amar a Dios es el primer mandamiento y el más importante de todos ellos. "Escucha, Israel, el Señor es nuestro Dios, el Señor es uno. Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, con toda tu alma y con todas tus fuerzas. Guarda en tu corazón estas palabras que hoy te digo. Incúlcaselas a tus hijos y háblales de ellas estando en casa o yendo de viaje, acostado o levantado; átalas a tu mano como signo, ponlas en tu frente como señal; escríbelas en las jambas de tu casa y en tus puertas" (Dt 6,4–9). Dice: "escucha David, escucha María, escucha Juan, escucha...: Amarás a Dios con todo tu corazón, con toda tu alma y con todas tus fuerzas. Y guarda estas palabras en tu corazón para siempre". Guarda pues esta palabra en tu corazón, repítela al levantarte y al acostarte y encontrarás la paz y el gozo de amar a Dios.

Amarás a Dios con todo tu corazón, con toda tu alma y con todas tus fuerzas. ¿Qué significa esto? [...] Es muy fácil. Imagínate que tienes que correr una carrera de cinco o diez kilómetros. Has de correr con tus piernas y con tu corazón que bombea la sangre, pero cuando las piernas comienzan a fallar y el corazón late muy deprisa y se fatiga, has de correr con la mente, con la voluntad,... en definitiva con todas tus fuerzas. Así quiere Dios que le amemos: con todas nuestras fuerzas.

Este es el primer mandamiento y el mayor de todos ellos. Es como cuando estudias una lección y al final de la lección viene un resumen que es obligatorio haber comprendido y aprendido. Este mandamiento: "amarás al Señor sobre todas las cosas", es el resumen de todos los mandamientos. Si amas a Dios, haces lo que a Dios le agrada y sin darte cuenta estás cumpliendo el resto de los mandamientos: obedecer a tus padres, no robar, no matar, no mentir,... Si amas a Dios entonces amas a todos los seres que Él ha creado, amas y respetas a todos los hombres. Si amas a Dios, guardas sus mandamientos: "Si me amáis, guardaréis mis mandamientos" (Jn 14,15). "El que guarda mis mandamientos, ése me ama" (Jn 14,21).

AdjuntoTamaño
2008_5_dinamica.doc29.5 KB